Tag Archives: parto natural

¡No permitas que te separen de tu bebé!

¿Es beneficioso el contacto piel con piel entre madre e hijo nada más nacer?

Favorece la lactancia materna, reduce el estrés del bebé… Es el mejor regalo que mamá y bebé pueden hacerse mutuamentepiel con piel

“La unión piel con piel del bebé con la madre cuando acaba de nacer es importante. No es un asunto de moda. Por supuesto que en los países más avanzados la madre tiene derecho a que se le respeten este tipo de preferencias; pero en este caso tampoco es solo cuestión de respetar unas preferencias. Es mucho más que eso. Las implicaciones que tiene justifican que valga la pena cualquier esfuerzo por conseguir que las madres y los recién nacidos estén juntos. Los trabajos científicos en animales muestran que estas implicaciones afectan al vínculo madre-criatura, pero lo que es más importante, afectan al desarrollo físico y emocional del futuro adulto.

Una madre y un recién nacido son un solo ser, el ambiente normal de un recién nacido es su madre y ningún otro.

En una cesárea vale la pena intentar proteger esta unidad. Un anestesista motivado para esto es capaz de, con mínimo ingenio, desarrollar su trabajo adecuadamente durante una cesárea, mientras la madre acoge en su pecho y sujeta con su brazo a su recién nacido. Un obstetra motivado es capaz de realizar brillantemente el cierre de la operación quirúrgica con el bebé abrazado a la madre sin interferir en el campo estéril. Es cuestión de prioridades. Y la ciencia fuertemente sugiere que la unión madre bebé desde el primer momento es una prioridad.” Emilio Santos Leal, Médico Psiquiatra y Ginecólogo, Madrid.

¿Cómo quieres parir?

¿QUÉ PARTO Y QUÉ NACIMIENTO QUEREMOS?

Sólo tú tienes el DERECHO A DECIDIR, tanto si quieres un parto natural como si quieres cesárea.

Tienes derecho a ser informada y luego tú sabrás que camino tomar. 

Siempre escucharás de mi boca, que nadie tiene derecho a JUZGARTE, ni serás más o menos madre por que elijas uno u otro camino.

Lo que puedo asegurar  es que tu parto y el nacimiento de tu bebé en un momento de PLENITUD y os merecéis decidir como queréis que sea la “cita más maravillosa” que jamás  tendréis.

Ahora os comento lo que es una parto natural, sólo para brindaros la mayor información, y ayudaros a tomar tan importante decisión.

parto humanizado

Parto y nacimiento son instancias que merecemos vivir en la plenitud de nuestros sentidos .

Como mujer apropiándose de la libertad en el accionar corporal para parir como lo sientan. En cuclillas, sentada, en el agua, o como surja; con gritos, llanto, exclamaciones; en compañía de quien elijas; en el lugar en que confíes, inclusive la propia casa.

Como varón, siendo el soporte requerido y disponible para esa maravillosa “locura animal” de un cuerpo vibrando en su más conmovedora expresión: con dolor y con placer. Y para el hijo por nacer y naciendo la seguridad de que nada ni nadie obstaculizará el necesario e íntimo contacto inicial con sus padres sin que se confunda e intente reanimar a quien casi siempre viene “animado” por la vida.

Y si alguna dificultad surge, allí deberemos estar; un equipo solicitado por los padres para acompañar y contener, siendo absolutamente respetuosos de sus necesidades y atentos para resolver con otros medios no provistos por los padres, -y con total transparencia y precisa indicación- cualquier situación que modifique el bienestar de la madre y su niño.

La cultura médica ha penalizado este devenir en libertad. No desaprobamos los recursos tecnológicos que tenemos a disposición. En última instancia una operación cesárea puede ser bienvenida por los padres y su niño, pero es enormemente ingrato ver el abusivo uso que se hace de este procedimiento que muchas veces es consecuencia de una desaprensiva e incomprensible “conducción médica” del parto.

La mayoría de las mujeres atravesarán el parto sin necesidad de un dispositivo de medicalización, y lograrán una experiencia gratificante con un sostén emocional efectivo y con respeto a las contingencias propias de esta experiencia.

(extraído de http://www.partohumanizado.com.ar/articulo1.html)

¿Parto natural o por cesárea?

 El Embarazo no es sinónimo de enfermedad.

Querida mía, quiero recordarte que una mujer embarazada no es una enferma. Ésto es muy importante que lo pongas en tu cabecita y te convenzas de ello.¿Por qué? Porque disfrutarás el momento y transformarás las “molestias” en bellos recuerdos…

Llevas un embarazo genial y ya es hora que te pongas a pensar en el momento del parto.

La GRAN PREGUNTA: ¿parto natural o cesárea? birthing-options

Si bien la cesárea, fue pensada inicialmente como una operación de salvamento, se ha comenzado a utilizar en casos para los que no está indicada. La diferencia en el criterio de elección de esta técnica hace que las cifras de cesáreas sean muy variables entre diferentes comunidades.

En la década del 70, EEUU sólo tenía una tasa de parts quirúrgicos del 7%. Hoy ese porcentaje se ha incrementado al 30%.La tasa de cesáreas en España es del 24,9%; La OMS recomienda un 15%.

Chicas, el proceso del nacimiento es un acontecimiento hermoso y natural, y hay opciones para el proceso de parto.

Puedes tener un parto natural o una cesárea, y por supuesto, debes hablar estas opciones con tu médico.

 Pero ¿cuáles son los pros y los contras de estos procesos muy diferentes de parto? Antes de tomar una decisión, te sugiero familiarizarte con los dos  tipos de nacimiento y lo que podrían significar para tí y tu bebé. Entenderás  que hay una serie de riesgos asociados a los dos tipos de nacimiento, y no hay respuestas correctas universalmente.

 El nacimiento es una experiencia diferente para cada mujer y seguramente tu primer parto no será igual a los demás.

Primero hablaremos en general de las dos tipos de parto y luego lo conversaremos más profundamente.

Os trataré de dar la mejor y clara información…es demasiado IMPORTANTE para tomarlo a la ligera.

El parto natural o  vaginal ( con medicación y sin medicación)

El proceso del parto más natural, los partos vaginales son generalmente la salida al nacimiento proceso de elección para las mujeres embarazadas. Aunque muchas madres están optando por cesáreas electivas, el parto vaginal es aún el nacimiento de elección en la mayoría de los casos.

  • Pros de parto vaginal

Con el parto vaginal, las mujeres pueden esperar una estancia hospitalaria más corta y más rápido tiempo de recuperación, ya que el parto vaginal es menos intensivo quirúrgicamente. Los Partos vaginales también son menos riesgosos para la madre, como una menor interferencia por parte del personal del hospital significa una menor probabilidad de un escenario de emergencia para la madre. De acuerdo con la American Pregnancy Association, el riesgo de mortalidad de las madres es mucho menor en los partos vaginales.

Para el bebé, hay una serie de beneficios. Debido a que son capaces de llegar cuando están listos, ya que el cuerpo comienza el proceso de forma natural, es más probable que se termine la maduración y el desarrollo del bebé. Pasando a través de la abertura de la vagina también expulsa el líquido amniótico en los pulmones del bebé. El bebé también recoge bacterias protectoras que ingieren, ayudando a formar un sistema inmunológico más equilibrado como la bacteria que coloniza en sus intestinos.

  • Contras de parto vaginal

Debido a que los partos vaginales son más dependientes del cuerpo de la madre, no hay realmente una manera de programar el parto y el alumbramiento. La madre puede sentir más estrés y la ansiedad como la incertidumbre del trabajo de parto. El parto vaginal también aumenta el riesgo de incontinencia para la madre, así como los problemas sexuales en los primeros meses después del nacimiento. Para el bebé, el riesgo de aumentos de trauma de nacimiento, debido al paso por el canal del parto y la posible necesidad de fórceps.

La cesárea

Una cesárea se produce cuando el bebé nace a través de una incisión en la pared abdominal y el útero, en lugar de pasar a través de la vagina de forma natural Más de 1 de cada 4 mujeres son propensas a tener una cesárea, por lo que el procedimiento es cada vez más popular. Según los Institutos Nacionales de Salud, la tasa de cesáreas ha aumentado casi un 50 por ciento desde el año 1996 en los Estados Unidos. Debido a que es un procedimiento quirúrgico mayor, los riesgos pueden ser mayores que un parto vaginal. Sin embargo, hay una serie de beneficios también.

  • Beneficios de la cesárea

La capacidad de programar una cesárea puede dar la paz a la mente  de la madre, ya que ella sabe exactamente cuándo va a dar a luz. Es  menos propensas a sufrir de incontinencia, y no va a sufrir los mismos problemas sexuales que la mujer que da a luz vaginal sufren de en los primeros meses después del nacimiento. El bebé tiene menos probabilidades de sufrir el trauma del nacimiento que puede suceder con fórceps o extracción con ventosa.

  • Contras de una cesárea

Debido a que las cesáreas no se producen cuando el bebé está listo para venir, existe la posibilidad de parto prematuro si la fecha de vencimiento de la madre se ha calculado incorrectamente. Como un procedimiento quirúrgico, existe el riesgo de daños en los órganos de la madre, así como una mayor pérdida de sangre y complicaciones de la anestesia. La madre también es más susceptible a infecciones y coágulos de sangre. Hay una tasa de mortalidad un poco más alto para la madre y el doble de riesgo de mortalidad infantil.

Después de la cirugía, la madre podría sufrir de disminución de la función intestinal. Debido a que ella necesita para recuperarse de la cirugía, hay un período de hospitalización y de recuperación más largo. Esto puede llevar a complicaciones con la lactancia materna, y tomar un problema psicológico de la madre, lo que aumenta la probabilidad de que la depresión posparto. El tejido de la cicatriz puede también presentan problemas en embarazos futuros, aumentando la posibilidad de complicaciones.

¿Cuál es la decisión correcta?

Debido a que el nacimiento es una experiencia profundamente personal que varía de persona a persona, lo que necesitas es elegir el proceso que mejor se adapte a tí. Habla de ello con tu médico y llega a un plan de parto que tome todos los riesgos y beneficios en cuenta.

Y mi consejo: elijas el camino que elijas, SOLO TÚ PUEDES DECIDIR…es TU MOMENTO Y EL DE TU BEBÉ. Escucha al profesional, por supuesto;  pero si tienes la oportunidad de DECIDIR, HAZLO y a DISFRUTAR EL MOMENTO!